miércoles, 24 de mayo de 2017

Dos sin techo, héroes del ataque de Manchester

En medio del terror en Manchester, dos personas sin techo se convirtieron en héroes al socorren en primera instancia a las víctimas de la tragedia.

Stephen Jones dormía en una calle adyacente al estadio Manchester Arena cuando la explosión lo despertó. En tanto que Chris Parker mendigaba en la zona. Ambos se convirtieron en héroes de la tragedia tras ayudar a las víctimas en los primeros minutos después del atentado.
"Eran niños, muchos niños llenos de sangre que gritaban y lloraban", explicó el martes a la cadena de televisión ITV, Stephen Jones, un hombre de rostro demacrado que vive en la calle desde hace más de un año.
"Tuvimos que retirar los clavos de los brazos, inclusive del rostro de una pequeña (...) El hecho de que sea un sin techo, no implica que no tenga corazón", afirmó.

 Por su parte, Chris Parker, de 33 años, contó a la agencia británica Associated Press que la fuerza de la explosión lo tumbó al suelo. "Primero fui lanzado al suelo y después me levanté y en lugar de huir, mi instinto me empujó a correr e intentar ayudar", dijo al borde de las lágrimas.

Cuando llegó, el lugar estaba lleno de gente tirada en el suelo. "Vi una niña pequeña (...) ya no tenía piernas. La envolví con una camiseta y le pregunté: '¿Dónde esta tu mamá y tu papá?", relató. La niña respondió que su papá estaba en el trabajo y que su madre estaba arriba, en la sala.
Mientras, la angustia sigue reinando entre madres y padres e hijos que no han podido reencontrarse tras el atentado. Muchos residentes de la ciudad están ofreciendo sus casas para alojar a los afectados por el ataque del Manchester, el más grave en suelo británico desde julio de 2005, cuando una serie de atentados suicidas, reivindicados por un grupo que decía pertenecer a Al-Qaeda, dejó 52 muertos y 700 heridos en el metro y un autobús de Londres.

Ante "inminentes" ataques semejantes del grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) que reivindicó la autoría del atentado del lunes, el Gobierno británico ha elevado su nivel de alerta de ‘grave’ a ‘crítico’ y ordenado el despliegue del Ejército para colaborar en tareas de seguridad.

Fuente: HISPAN TV 

Stephen Jones (izda.) y Chris Parker, dos hombres sin hogar que se han convertido en héroes de los ataques de Manchester, 23 de mayo de 2017
 

martes, 4 de abril de 2017

NOS HAN ROBADO EL TIEMPO PARA PENSAR, VIVIR ...

SIN TIEMPO NO HAY PERSPECTIVA

Desde la calle observo una y otra vez las mismas imágenes de seres humanos que salen mutilados desde las fabricas y por instante me maravillo por haber decidido, salir del círculo impuesto por este sistema enfermo y por otra me entristece ver a tantísima salir de estas fábricas con unas monedas que luego se gastan en necesidades absurdas que el propio sistema se ha encargado de crear, sistema que trata a las personas como meros consumidores.

Veo a diario las mismas imágenes de seres sin tiempo y me entristece ya que el ser que carece de tiempo para pensar, decidir, vivir es un ser esclavo del sistema y me parece injusto ya que la vida de cada ser cuenta con un tiempo limitado y gastarlo para sobrevivir me parece un sinvivir. Los burgueses lo saben y nos quieren entretenidos en sus fabricas para no captar y entender el autentico valor del tiempo. Los burgueses disponen de todo el tiempo que lo utilizan para pensar la maquinaria que nos tiene prisioneros de nuestras vidas, el matrix que nos impide ver y valor la vida.

Después de casi dos años de vivir fuera del matrix puedo afirmar que desde la calle se observa con claridad las dimensiones del sistema que esclaviza al pueblo, puedo captar todo lo que sucede y todo por disponer de suficiente tiempo para observar, reflexionar. Toda decisión tiene su precio y creo haber tomado la mejor decisión de mi vida, he elegido tener tiempo y no dinero para gastar los productos de la burguesía. El tiempo es un valor incalculable que debemos apreciar y defender ya que sin tiempo no hay perspectiva como tampoco libertad. 

   

       

domingo, 19 de marzo de 2017

¿POR QUÉ SOY ANARQUISTA?

Muchas personas me han preguntado por qué soy anarquista, así que trataré en pocas palabras de explicarlo.

En primer lugar quiero dejar claro que soy persona en proceso constante de aprendizaje y como sujeto que hace política me siento identificado con el anarquismo que persigue ante todo la libertad del individuo. 

El anarquismo basa sus principios en la autogestión como forma para que todas las personas adquieran libertades en el proceso de construcción de ideas sin que haya líderes o estructuras que impidan la libertad de los sujetos de crear, pensar libremente. 

El anarquismo es utopía, escuela que nos enseña pensar por nosotros mismos como forma para adquirir conocimientos y habilidades que nos darán la libertad necesaria para hacer frente a la manipulación y a los sistemas opresivos y populistas que engañan una y otra vez al pueblo. El sistema que no te ofrece la posibilidad de participar nunca hará posible que seas libre y puedas decidir.

Soy anarquista dado que respeta mis errores y libertades y admite la utopía como forma para alcanzar lo inalcanzable. Anarquista es ser amante de la libertad y luchar desde la solidaridad para que los demás también sean libres para pensar y crear y con ello se logra la igualdad de oportunidades. Nadie está por encima de nadie, no hay clases sociales y personas que piensan, sueñan en un espacio que permite que te sientas persona y no esclavo. 

El anarquismo se opone a cualquier forma de sistema o estructura que limita las libertades de las personas y combate la opresión principalmente a través de la autogestión y la solidaridad donde las personas se empoderan y deciden por sí mismas como gestionar los conflictos que son vistos como una oportunidad de crecimiento y no como algo negativo como se percibe en los sistemas opresivos.

De muy pequeño fue anarquista y en la universidad me di cuenta de ello. Por todas partes trataban de oprimir mis ideas y fue en estas situaciones tensas que aprendí por mi mismo a desarrollar herramientas para combatir la opresión que se manifiesta de mil formas. Seré siempre persona y anarquista y nunca renunciare a mis ideas y sueños.

El sistema que te dice que hay que confiar y obedecer es un sistema que oprime tu posibilidad de desarrollarte y descubrir tus propias potenciales. En el anarquismo no hay ganadores y perdedores, todas las personas salen ganando.






viernes, 17 de marzo de 2017

El niño rebelde que camina sin destino

Aquella mujer de pelo largo moreno que me daba galletas por las rejas de aquel orfanato gris era mi madre y no lo supe hasta entrar en la adolescencia. 


Esta imagen es la única que me recuerda de mi infancia y la robe del archivo que guardaba mi historia y la de muchos niños huérfanos que estaban privados de emociones en aquella cárcel de la calle Carpatii.

Los perros que íbamos rescatando de la calle nos permitían ser alegres y dar pie a nuestras emociones pisoteadas por los adultos que enseñaban a través de la violencia. Huir en busca de la libertad propia nunca fue fácil pero con el apoyo de la escuela y tu propia determinación descubres que los libros fueron tu única salvación de aquel mundo donde el más fuerte ganaba. 

Sigues caminando y tratas en todo el momento de no matar al niño interior para conservar la humanidad en un mundo egoísta e individualista. El río Danubio te enseña perder el miedo a vivir y apreciar la vida como un regalo. En un acto de rebeldía abrazas la muerte en el fondo de aquel río de la infancia y descubres el silencio oscuro en la profundidad del río y la calidad de la actitud propia que te empuja hacia la superficie en el encuentro con la luz y la alegría de la vida.

Desde entonces han sido muchos los obstáculos a los que este niño rebelde se ha tenido que enfrentar y en cada golpe recibido ha encontrado la fuerza para seguir. Muchos golpes se han cicatrizado dejando huellas para siempre y otros golpes siguen presentes ya que la vida es una lucha continua.

Este niño que se levanta gracias a los libros y a la actitud que desarrolla abrazando experiencias descubre la importancia del TIEMPO y del ESPACIO, elementos fundamentales para descubrir la libertad y se tapa con un sistema que roba el tiempo a cambio de unas monedas y el espacio para no crear, pensar libremente.

El viaje sin destino enseña el camino hacia la libertad y el niño rebelde ha ido captando en el camino lo esencial para conservar la niñez que quieren matar por su rebeldía constante.

Vivir con miedo es un sin vivir y a diario me encuentro con vidas mutiladas por los miedos, vidas sin historias que van como es natural a los ríos que guardan todas las almas del universo. 

Las vidas son como una gota que transcurren entre un minuto y otro y de nosotros depende dar contenido y validez a nuestras historias para que el universo cobre sentido.

Siento aún el sabor de las galletas de la infancia, las rejas eran un obstáculo y con cinco años me atreví a probar las galletas de la libertad en un mundo donde hay tiempo para el odio.



miércoles, 15 de marzo de 2017

¿Quién financia a Lagarder?

En el periódico Viva Sevilla y Andalucía Información vuestro colaborador y dirigente de IU Sevilla, Alejandro Sánchez Moreno ha publicado un artículo en el que se me acusa de ser financiado y no ser una persona sin techo.
No es la primera vez que el Sr. Alejandro Sánchez Moreno utiliza una columna para insultarme a mi y al colectivo de personas sin hogar y considero que el periódico debe al menos ofrecerme el derecho a la réplica.
Llevo desde el pasado 17 de septiembre en la calle por ser desahuciado de mi casa y desde el principio me he organizado con un grupo de personas sin techo de Sevilla para hacer visible la situación de pobreza severa que sufrimos. Ocupamos la vía pública de Sevilla 127 días y el dirigente de IU Sevilla afirmó que las más de 30 personas sin techo estábamos protestando en el campamento dignidad por diversión. Dice en su artículo que no soy una persona sin techo y que utilizo al colectivo al que el mismo califica de enfermos mentales con problemas de alcohol y drogas. Sus estereotipos le impide creer que muchas personas que vivimos en la calle somos gente normal que pensamos y sabemos desenvolvernos pero como no se ha acercado al campamento dignidad para dar solución a los sin techo por eso piensa así y ataca mi persona.
La facura del teléfono me lo paga una asociación de personas sin techo de Cádiz, Atiende Al Sin Techo que he conocido en la ruta de la pobreza en Abril de 2015 y que se ha ofrecido pagar la factura del móvil para hacer visible las historias de las personas sin techo y denunciar la situación de pobreza severa que sufre el colectivo. Parece que el dirigente de IU Sevilla ha solucionado toda la corrupción de España y queda averiguar quien paga el móvil del activista Lagarder Danciu. Los políticos deben dar soluciones a la pobreza y no criminalizar a los activistas sin techo que luchamos a diario pero el Sr Alejandro Sánchez Moreno esta acostumbrado a criminalizar la pobreza como hizo en 2003 junto al PSOE de Sevilla al promover una ordenanza municipal que nos multaba a los sin techo por buscar en la basura con 300€.
El activismo que realizó en la calle es posible gracias a la gente solidaria que te ofrece apoyo puntual y los videos de denuncia los realiza un grupo de periodistas y fotógrafos de Madrid que son precarios. Ellos se han ofrecido acompañarme en mis acciones y no cobro por ello como tampoco ellos. Es tan difícil creer que una persona sin techo es capaz de denunciar injusticias?
Entiendo que mi independencia moleste al político Alejandro Sánchez Moreno acostumbrado de tutelar los movimientos sociales pero Lagarder es libre e independiente y no callara por mucho que intenta amordazarme. Me parece vergonzoso que un dirigente de la izquierda utilice una y otra vez las columnas de periódicos para atacarme. ¿Algo estaría haciendo bien?
Seguiré con la ruta de la pobreza, somos muchos y tenemos hambre de justicia social y estos obstáculos me dan aún más fuerza para seguir denunciando la situación de pobreza en nuestro país.

jueves, 9 de marzo de 2017

Hungría encerrará a todos los refugiados en campos de contenedores

El Parlamento húngaro acaba de aprobar una ley por la que todos los refugiados serán automáticamente detenidos y enviados a campos de contenedores junto a la frontera con Serbia.

La ley se aplicará a todos los refugiados mayores de 14 años, con lo que muchos menores se verán afectados.

Según Viktor Orban, el Primer Ministro, “los refugiados son el Caballo de Troya del terrorismo. Tenemos que dejarnos de las ahorradas de Derechos Humanos y hacerlo por la fuerza”.

La detención de los demandantes de asilo está prohibida por la Unión Europea, por la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados y por la Corte Europea de Derechos Humanos. El gobierno húngaro se saltará todas esas resoluciones. Zoltán Kovács, el portavoz del Primer Ministro húngaro ha añadido que “se alegra que la victoria de Donald Trump esté cambiado la actitud en Europa respecto a los refugiados”.

Las condiciones de vida en los campos de detención húngaros han sido denunciadas en numerosas ocasiones por organizaciones de Derechos Humanos.

Lo que está ocurriendo en Hungría debería ser un escándalo para todas las instituciones de la UE, pero parece que siguen con los brazos cruzados.


http://www.principiamarsupia.com/2017/03/07/hungria-encerrara-a-todos-los-refugiados-en-campos-de-contenedores/

lunes, 6 de marzo de 2017

EL RACISMO ENCUBIERTO DE LA LLAMADA IZQUIERDA



Llevo meses sufriendo acoso en las redes sociales por mi activismo por parte de todos los partidos políticos y con el tiempo lo he ido asumiendo al mismo tiempo que lo he visibilizado para que la gente tome conciencia y lo más sorprendente fue ver como responsables de opinión de la prensa progresista y responsables de IU Sevilla te insultan hasta tal punto de llamarte, "RATA AL SERVICIO DE SOROS, CARADURAS..." algunos de muchos insultos vertidos por la responsable de opinión del Diario16, Beatriz Talegon, ex militante del PSOE que trabaja como columnista para el periódico de Eduardo Inda, OK Diario y el responsable de IU Sevilla, Alejandro Sánchez Moreno.

El acoso empieza meses atrás cuando el responsable de IU Sevilla, empieza a insultarme por las redes sociales hasta tal punto de lanzar una carta en el Diario 16 donde colabora como columnista, carta en la que muestra su vena fascista y odio hacia las personas sin techo y he llamado a la directora del periódico, Cristina Fallaras que al leer la carta ha considerado que tengo el derecho a la replica y me ha ofrecido un espacio en el periódico para desmontar los prejuicios y estereotipos del Sr. Alejandro Sánchez Moreno, dirigente de IU Sevilla que en 2003 su partido junto al PSOE aprobaron una ordenanza para criminalizar la pobreza con multas de 300 euros por rebusca en la basura. Pueden leer la REPLICA que doy a la carta racista del político de IU Sevilla en el mismo periódico. 

Semanas más tarde al político se le ha sumado la ex militante del PSOE, Beatriz Talegon que en una entrevista en Furor TV empieza a insultarme y dejar entrever que soy un activista subvencionado por Soros y que no vivo en la calle, insultos que luego se han multiplicado en las redes sociales como twitter al dar difusión a su discurso de odio hacia las personas sin techo que luchamos a diario con gran esfuerzo para hacer visible la situación dura de la calle y la privatización de los servicios sociales. 

Estos "progresistas" que dicen ser de izquierda como muchos otros de PODEMOS en los últimos meses me han atacado e insultado al mismo estilo que los nazis y fachas y me parece imperdonable y por eso he decidido escribir para hacerlo visible. Vivir en la calle sin casa y sin trabajo no es fácil y cuando te encuentras con este tipo de mensajes de odio de la llamada izquierda empiezas a darte cuenta de que el fascismo en todas sus facetas esta bien instalado en la izquierda clasista que no concibe que una persona sin techo pueda tener la capacidad de lucha y autogestión. 

Estos dos personajes no me han insultado a mí y a todas las personas que en este año y cinco meses que llevo en la calle me han abierto la puerta de sus casas, a los centros sociales de España que me han invitado y pagado los viajes para visibilizar la pobreza y a las personas sin techo que por primera vez en España han decidido decir basta ya y hacer visible el negocio de la pobreza de las ONGs y empresas religiosas que dan caridad con fondos públicos y humillan a diario al colectivo. El dirigente de IU Sevilla no fue tan activo a la hora de dar soluciones a los 33 personas sin techo que protestaron 127 días en la puerta del ayuntamiento, es más nos ignoro por completo.

Descubro desde la calle que incomodas tanto a la derecha como a la izquierda y no te queda más opción que hacer uso de la única herramienta que te queda, la voz que quieren silenciar los burgueses que desde sus despachos quieren darnos clases de moralidad a los que luchamos a diario desde la calle con los estómagos vacíos. 

Ante tal acoso me he puesto en contacto con IU Andalucía para informar de la actitud racista de su dirigente Sánchez Moreno y me han prometido analizar la información. Si el partido no toma medidas me veo obligado a acudir a los tribunales ya que entiendo que estos falsos progresistas no me insultan a mí y a todo un colectivo que se muere en la calle por falta de derechos. 

Las personas sin techo somos lo último de la sociedad y los hay que se imaginan que pueden insultarnos sin que haya respuesta. Pues se equivocan, no voy a tolerar tal actitud de desprecio y haré todo lo que sea posible para que estas personas acomodadas sean visibilizadas y respondan por sus insultos llenos de odio hacía mi persona. 

El odio que desprenden estos progresistas se llama APOROFOBIA y es penado, nadie está en la calle por diversión tal como afirma el dirigente de IU Sevilla, nadie me paga por denunciar las injusticias de la calle y voy a defender mi honor porque la dignidad es lo último que me pueden quitar. Parece que se ha terminado toda la corrupción de España y ahora queda por resolver quién me paga el móvil y los viajes. A estas preguntas siempre he contestado en las entrevistas y a la gente que me lo ha preguntado en las redes sociales pero llegar a insultarme y acosarme de ser subvencionado por Soros sin pruebas me parece un juego perverso para desacreditar la actividad diaria que realizo con gran sacrificio hasta tal punto de enfermar en la calle y no voy a permitir que sigan con su odio. SU ODIO, NUESTRAS SONRISAS.


domingo, 5 de marzo de 2017

LA CALLE ES UNA VENTANA SIN CRISTALES

La calle tiene su propio lenguaje, su propia ventana sin cristales que te muestra el mundo tal cual. Hay quien pisa la calle para realizar las compras, encontrarse con los amigos y los hay que permanecen por falta de una vivienda donde cobijarse y en este espacio aprenden hacerse con la calle, sentirla y abrazarla. En la calle eres una ventana sin cristal, tan transparente que todo el mundo percibe tu vida y aprendes a vivir sin derecho a la intimidad. 

En los tiempos que corren es importante que la calle no se quede vacía ya que el día que perdamos la calle lo hemos perdido todo. La cultura de la calle enseña más que todas las universidades del mundo y me parece un error no abordar a los dueños de la calle, los desheredados de la tierra que han aprendido vivir y observar por la inmensa ventana de la vida. Quizás el día que seamos capaces de reconocer y abordar a los dueños de la calle sería una oportunidad para abrir esta inmensa ventana. 



miércoles, 22 de febrero de 2017

NEPOTISMO Y ENCHUFISMO EN PODEMOS

PODEMOS OFICINA DE COLOCACIÓN

La formación morada que cumple más de tres años en las instituciones ha logrado en un tiempo record montar una estructura clientelar que impide la trasformación social en nuestro país.

Recuerdo perfectamente la frase que gritaba la gente en el 15M, "no somos mercancía en manos de bankeros y políticos" frase que ha utilizado PODEMOS desde el principio más la palabra CASTA que hoy ya no escuchamos de sus líderes. ¿Será por sentirse ellos mismos casta?

Los líderes de PODEMOS criticaban al principio con dureza la corrupción y el clientelismo de los partidos tradicionales y en las instituciones han aprendido pisar mochetas y vestir el mismo traje que la casta PPSOECs.

En 15M dijimos una y otra vez que la solución no era ocupar cargos en las instituciones y no nos equivocamos ya que vestir el traje neoliberal te convierte en otro neoliberal que vive de las instituciones.

PODEMOS no es un proyecto del pueblo y el tiempo lo va confirmando, es un proyecto de la élite que ha elegido a un grupo de politólogos para evitar manifestaciones masivas en las calles y lo han logrado ya que PODEMOS ha paralizado la calle y la voluntad del pueblo que cada día esta más empobrecido.

El enchufismo/nepotismo es una práctica antigua que hoy sigue vigente y PODEMOS no se libra ya que desde sus inicios se ha encargado de trasformar el partido en una especie de oficina de colocación, utilizando las mismas prácticas que los demás partidos a los que tildaba de casta corrupta.

En palabras de la propia Irene Montero, nueva portavoz de PODEMOS, "el enchufismo es un acto legal pero no deja de ser corrupción" afirmaba en los pasillos del Congreso antes de ser nombrada como número dos de PODEMOS. 

Hay muchos ejemplos de enchufismo en la formación morada pero me limitaré a nombrar los casos más llamativos para que el pueblo tome consciencia y reaccione y sobre todo que la militancia de PODEMOS exija a la formación una democracia real y no espectáculo.

  • PABLO IGLESIAS - el líder de la formación primero coloco a su ex pareja Tania Sanchez como diputada de las cortes y luego a la actual pareja, Irene Montero. La misma Irene Montero una vez nombrada como portavoz de PODEMOS coloco a su amiga de facultad Ione Belarra como la segunda portavoz de la formación. Gloria Elizo que controlaba la Comisión de Garantias de la formación con su marido Pablo Fernández Alarcón por sus servicios en la comisión ha sido premiada con el cargo de portavoz tercera en el Congreso y su hombre, gerente de la formación. (liderará el equipo encargado de coordinarse con las alianzas territoriales y asentar la estrategia de unidad popular de cara a las municipales y autonómicas de 2019). La Comisión de Garantías ha recibido más de 80 mil quejas sobre fraude en el sistema de votación AGORA VOTING y Elizo y su esposo gestionan información muy sensible de la formación y por ello han sido premiados por Iglesias por miedo a no estallar el escandalo sobre el sistema de votación en PODEMOS. 
  • IÑIGO ERREJÓN - coloca a su ex pareja, Rita Maestre como portavoz del ayuntamiento de Madrid, el mismo Errejon enchufado en la Universidad de Málaga como investigador por su amigo Alberto Montero que luego el mismo Errejón ayudo para obtener el cargo de diputado en el Congreso. 
  • TERESA RODRÍGUEZ -la líder de PODEMOS Andalucía después de las europeas decidió colocar como asesor de la oficina europarlamentaria a su amigo de anticapi, Pablo Ganfornina y este a su vez coloco a su novia, Lorena Garrón Rincón como administrativa en el ayuntamiento de Sevilla a propuesta de Participa Sevilla la marca de Podemos que controla los anticapi en Sevilla.El concejal de Participa Sevilla, Julian Moreno, coloca a su pareja Olga Negrón Rojas en un cargo en la Diputación de Sevilla. Teresa también ayudo a su pareja, José María González "Kichi" para la alcaldía de Cádiz, pareja que controla Andalucía como territorio de los llamados anticapitalistas. De anticapi poco ya que a las personas sin techo que protestaron en Sevilla 127 días las ignoraron y el alcalde de Cádiz que sigue con la privatización de los servicios sociales (Grupo5) ha enviado en varias ocasiones a la policía local para echar a la gente sin techo que se resguardaba en el balneario La Caleta sin ofrecer soluciones.  
  • ADA COLAU - la alcaldesa de Barcelona nada más entrar en el ayuntamiento ha colocado a más de 80 personas como asesores y entre ellos su pareja, Adriá Alemany y el teniente de alcalde, Gerardo Pisarello coloca a su mujer, Vanesa Valiño como asesora de vivienda del ayuntamiento.   
Son muchos los ejemplos en los ayuntamientos, diputaciones, parlamentos autonómicos, senado, cámara de los diputados donde se han colocado muchos familiares de los políticos de la formación morada y muchos me diréis que la corrupción de PODEMOS en comparación con la del PPSOECs es insignificante y en parte tenéis razón. Pero la corrupción actual de PODEMOS genera más y más corrupción ya que se basa en el clientelismo, favores que se deben unos a otros y esta cadena interminable en un futuro acabará en una corrupción institucionalizada. 

PODEMOS cuando surgió nos prometió que acabarán con la corrupción y para ello hay que ser ejemplo y ellos han perdido la credibilidad y por ello PPSOECs se han quedado tranquilos ya que saben que han tomado el mismo camino que dará lugar a los discursos de siempre, Y TU MÁS y la gente esta harta de estos discursos en el parlamento donde se miden la propia corrupción. 

PODEMOS ha convertido las secretarias generales autonómicas en los feudos de los nuevos barones que luchan entre si por su trozo de PODER y en esta lucha interminable entre parejas, novios y amiguetes el pueblo pierde y no me parece justo. 

PODEMOS ha sido clave para que no haya revueltas en la calle y los partidos tradicionales en los pasillos del Congreso ven en Pablo Iglesias un héroe que con inteligencia y astucia ha sabido canalizar el cabreo del pueblo, al igual que Felipe Gonzalez en 1981. 

PODEMOS es un partido político más dentro de las instituciones que mira por sus intereses políticos y el pueblo debe salir del matrix podemita en el que llevan tres años y organizarse para llenar las plazas y exigir derechos y libertades. No hay derecho que nos traten como idiotas, somos pueblo y llevamos la razón de nuestra parte. 



lunes, 20 de febrero de 2017

NUNCA IMAGINE TANTA MISERIA MORAL

Desde la calle observas una y otra vez al mundo que cada vez camina con más prisa y te quedas horrorizado de la inmoralidad que ves alrededor. Tratas en todo el momento de mantenerte firme y sembrar justicia en un espacio lleno de injusticias y no es nada fácil.

Sigues caminando con la esperanza de que algún día aquel sueño de la infancia pueda volar y la inmoralidad que reina la tierra de los mortales te impide seguir, caes y te levantas y todo para alcanzar la IGUALDAD DE OPORTUNIDADES. 

Vivimos en una especie de imperialismo que impide vivir dignamente a millones de personas, un sistema criminal que se mantiene, resiste con la complicidad directa de los oprimidos. Los opresores capitalistas generadores de pobreza observan en sus confortables salones como los oprimidos nos peleamos a diario por un trozo de pan. 

Este sistema disfrazado de democracia capitalista es la continuidad de los sistemas anteriores, nada ha cambiado y hasta que no asumimos nuestra condición de pobres oprimidos nada cambiará. 

La inmoralidad es tal que de ser capaces de reconocerlo este mundo cambiaría pero tememos realmente en reconocer nuestros errores y esta actitud nos impide avanzar, evolucionar. 

Hemos perdido la capacidad de pensar, reflexionar, amar, nos hemos digitalizado y acostumbrado al confort que paraliza. Me quedo con este pequeño sueño y me aferro a el para seguir caminando en este jardín que cada día se queda sin sus flores.



lunes, 6 de febrero de 2017

LA JUSTICIA ARCHIVA LA PALIZA A LAGARDER POR UN GRUPO DE NAZIS DE LA ULTRADERECHA

nEGLIGENCIA POLICIAL



El activista Lagarder Danciu no da crédito a lo sucedido: la jueza del Juzgado de Instrucción 54 de Madrid, Marta Gutiérrez del Olmo Menéndez, ha archivado el caso de la paliza recibida por el rumano a manos de unos neonazis porque la Policía no entregó la denuncia de los hechos.

Lagarder fue agredido en la concentración celebrada el pasado 20 de noviembre en Madrid para "honrar" a Francisco Franco y a José Antonio Primo de Rivera, después de que este se acercara con un cartel en el que se leía "Franco asesino". Acto seguido, un total de siete ultraderechistas se abalanzaron hacia él y le pegaron una paliza que le ocasionó, entre otras cosas, una brecha en la cabeza.

¿Y qué hizo la Policía? Cuando los agentes le recogieron del suelo, le reprocharon: "¿Qué haces aquí?, ¡si tú eres rumano! No sabes nada del franquismo. Franco fue un presidente", relata a Público el agredido. Además, asegura que no le recomendaron ir al hospital, por lo que fue por su propia cuenta.

Lagarder recibió la llamada de la Brigada Policial dos días después de los hechos. En las dependencias policiales, el activista sin techo consiguió reconocer a cinco agresores. Pero nadie le dio una copia de la declaración, sólo un papel que certificaba su asistencia en la comisaría. Asimismo, le prometieron que mandarían una copia.

Doble rasero

Tres meses después, Lagarder y su abogado, Eric Sanz de Bermond, se han enterado de que la jueza ha archivado la causa porque no le ha llegado la denuncia del agredido. "No sabemos qué ha podido pasar", asegura el letrado. A Sanz de Bermond se le ocurren dos opciones: "O bien se ha traspapelado la denuncia, o la Policía sigue investigando los hechos, algo poco probable porque ya han transcurrido tres meses". No obstante, el abogado considera que, si la jueza sólo ha recibido el parte médico, tenía que haber tomado declaración al afectado antes de acordar el sobreseimiento del caso.

Lagarder, enfadado, compara su caso con el de la joven murciana que ha recibido una paliza a manos de "un grupo de extrema izquierda", según el atestado policial. En esta ocasión, los agresores han sido localizados, arrestados y puestos a disposición judicial, e incluso, el propio ministro de Interior, Juan Ignacio Zoido, ha condenado públicamente los hechos. En el caso del activista, la Policía no detuvo a los atacantes y sólo les tomó declaración como imputados. "En este país, cuando la ultraderecha agrede, no se hace nada", lamenta el rumano.







Lagarder, el rostro de los invisibles

ENTREVISTA - ZERO GRADOS

Agresiones físicas, noches a la intemperie, detenciones… Nada le importa a Lagarder, mientras piense que está obrando de acuerdo a sus principios. El activista está librando una cruzada por los derechos de las personas sin techo y contra todos aquellos que se lucran con el negocio de la pobreza.





Texto y fotografías: Adrián Luis//

20 de noviembre. España. Para algunos, una fiesta nacional. Un hombre con un cartón donde se puede leer “Franco asesino, vergüenza” irrumpe a viva voz en la conmemoración de la muerte del caudillo en Madrid. Enseguida, un grupo de unas seis o siete personas le arrojan al suelo y le propinan patadas y puñetazos. Ese hombre se llama Lagarder y esta es su historia.
Lagarder Danciu es un activista sin techo que defiende los Derechos Humanos. Su labor principal consiste en denunciar la situación de miles personas que carecen de un hogar y protestar en actos institucionales ante la incrédula mirada de la clase política. Hijo de gitanos, Lagarder nació el 3 de enero de 1981 en la ciudad rumana de Slatina, en plena dictadura comunista de Ceaușescu. “A los gitanos nos quitaban de nuestro seno familiar y nos institucionalizaban”, relata el activista, despojado de su madre nada más nacer para ser internado en un orfanato en esa misma localidad. Su padre se encontraba en prisión. Ahí aprendió a leer y a la literatura Lagarder debe su nombre. Su progenitor se inspiró en un personaje del escritor Paul Féval que le fascinaba: el espadachín Henri de Lagardère. Así que le pidió a la madre que le pusiera este nombre. Y ella cumplió con la promesa.
Con siete años Lagarder se tuvo que mudar a un nuevo centro de acogida, esta vez ubicado en Corabia. En estos hospicios, se juntaban niños de siete años con jóvenes de hasta veinte.  Los más mayores controlaban estos centros y abusaban de su poder, sobre todo para conseguir más comida, una comida que escaseaba. Lagarder y su grupo de amigos, aún niños, se propusieron que cuando fueran los veteranos terminarían con estos abusos. Y llegado el momento la pandilla de Lagarder lo consiguió. Por otra parte, el orfanato estaba lleno de chicos de etnia gitana y Lagarder fue educado para odiar a los gitanos, sin embargo, él nunca sucumbió. “Cerca de la escuela había un barrio marginal y yo me quedaba allí jugando con los niños que eran gitanos y me encantaba porque la familia vivía en chabolas y te invitaban a la casa a comer”, recuerda. Durante su infancia ya se vislumbraba cierto inconformismo y un afán de solidaridad.
Pero, ¿quién fue la artífice de esto? Su maestra, Cosoveanu Doina. “La igualdad de oportunidades que consiguió mi maestra en la escuela fue la semilla que de ti depende que florezca y que haya más semillas”, se sincera Lagarder, quien mejoró su rendimiento académico gracias al empeño de la docente. Aunque también hubo otras personas que influyeron en su personalidad.
Tras la caída de Ceaușescu, al orfanato llegaron unas cooperantes suecas. “Era como la cárcel, –confiesa el activista– en mi habitación éramos unas veinte personas y olía a orina”. Estas trabajadoras sociales cautivaron a un Lagarder con 10 años. Por primera vez en el centro alguien les preguntaba qué les apetecía hacer, cómo querían pintar las grises paredes. “Ellas nos aportaron esta parte emocional y aquel verano muchos logramos hacer pipí”, reconoce. Levantarse por la mañana con el pantalón mojado era un horror para los niños. Esto suponía golpes y llevar la prenda húmeda todo el día. Las trabajadoras consiguieron que superaran este problema: les aconsejaban no tomar demasiado líquido o les acompañaban al baño. Tal fue el impacto de la presencia de estas profesionales que Lagarder se interesó por los estudios de una de estas cooperantes y así fue como el chico descubrió su vocación, Trabajo Social: “Yo relacionaba siempre ser trabajador social como dar color a la vida”.













El mismo año que accedía a la universidad se instauraba la carrera de Trabajo Social. Lagarder ocultó su origen gitano y era “duro ser testigo de conversaciones” con los demás estudiantes porque decían barbaridades, lo que provocaba que él se cerrara más en sí mismo. A todo esto hay que añadir su orientación sexual, su homosexualidad.
Inmerso en la carrera, dedicaba los veranos a trabajar en la obra para costearse los gastos académicos. Para tal propósito, se desplazaba hasta Yugoslavia, en plena guerra de los Balcanes. Con ese dinero, podía asistir durante el curso a los seminarios, debates, etcétera. En el último año, Lagarder realizó las prácticas en la casa de acogida de su infancia, como no podía ser de otra forma.  Pero las cosas no habían prosperado mucho desde que concluyera su etapa de interno. La directora, hija de un senador, hacía negocio con los medicamentos del orfanato. Lagarder, fiel a sus principios, la denunció. Por aquel tiempo, también se enfrentó al primer ministro Adrian Năstase con 21 años. El estudiante irrumpió en el acto del político para quejarse de la situación de los niños de estos centros y, tal y como le sucede en la actualidad, el activista fue expulsado por los miembros de seguridad. No obstante, los medios se hicieron eco de la protesta.
Harto de la mentalidad de sus compatriotas, Lagarder se propuso salir de su país en busca de la libertad. Finalmente, optó por abandonar Rumanía. Portugal era el destino. El detonante de dicha decisión se hallaba en el deseo de su amor platónico por un mejor porvenir en Europa. Durante el viaje, la patrulla fronteriza paró al autobús para exigir 50 euros por cabeza a los emigrantes. Lagarder fue el único que se opuso amenazando con denunciarles. “Cállate, cállate, que no nos dejan pasar”, gritaban los pasajeros. El autocar continuó con el trayecto. Solo una persona se libró de pagar. Ya en Hungría, de nuevo la policía dio el alto al vehículo y obligó a bajar al insubordinado. Lagarder fue víctima de una paliza ante la pasividad de los viajeros.
En Portugal estuvo un año. Él y su amigo cayeron en la red de una mafia rumano-portuguesa. En 2005, Lagarder consiguió huir a España y se instaló en Aracena (provincia de Huelva). allí, una profesora de la escuela de adultos, Ángeles de los Reyes, le tendió la mano. Con su ayuda, pudo regularizar su situación, homologar su título universitario…
En España trabajó como jornalero en el campo, como jardinero y como camarero. También como traductor para la Policía. Hasta que por fin pudo dedicarse a su profesión. Estuvo casi 5 años en más de 24 centros educativos de Sevilla. Como mediador, intentó mejorar la relación entre el profesorado y el alumnado, sobre todo con los estudiantes gitanos. En algunas de estas escuelas, en colaboración con los profesores, pudo establecer una convivencia e igualdad. Sin embargo, en los últimos colegios de las Tres Mil Viviendas y Pino Montano se encontró con una segregación de gitanos en aulas diferenciadas. Era un proyecto de la Consejería de Educación con la ONG Unión Romaní. Y como se estaban produciendo irregularidades, el trabajador social envió a los tribunales al Departamento y después a la ONG por despido improcedente: “Lo que más me ha dolido y sigue doliendo fue expulsarme de la enseñanza porque a mí lo que más me gusta es enseñar y estar en la escuela”. A pesar de ganar ambas sentencias, Lagarder se marchó a Dinamarca para embarcarse en un nuevo proyecto, el programa de voluntariado de Humana People to People. Un año de preparación en el país escandinavo con el objetivo de trabajar en escuelas de Maputo. Pero descubrió que se trata de una red mafiosa. Lagarder lo denuncia ante las autoridades. Hoy en día, los directivos están en busca y captura por la Interpol.
“La lección de Dinamarca para mí fue como: ‘No hace falta huir hacia otros países, hay que enfrentarse a las cosas’”, reflexiona. Cansado de escapar, fue consciente de que las injusticias se propagan por todos los sitios, por tanto, centró sus esfuerzos en España. Tras retornar a Sevilla y con la llegada de Podemos, intentó entrar en la formación morada. Pero poco le duró la experiencia. Según Lagarder, se daban casos de amiguismo y dedocracia.  
En septiembre de 2015, un Lagarder sin recursos se decanta por el activismo como forma de vida. Se organiza en las calles de Sevilla con las personas sin techo y levantan el Campamento Dignidad, es decir, ocupan el espacio público con tiendas de campaña como protesta por su situación. Era una forma de visibilizar sus derechos ante las instituciones políticas y la sociedad. El 21 de octubre de 2015 el Ayuntamiento del PSOE, con el alcalde Juan Espadas, ordenó la intervención de la Policía y el activista fue detenido. El Consistorio hispalense subvencionaba con 6 millones de euros a la empresa Grupo 5. Por tanto, se produce una privatización de los servicios sociales. En palabras de Lagarder, estas corporaciones privadas no están interesadas en solucionar la pobreza sino que pretenden que perdure para seguir llevando a cabo sus negocios. Mientras tanto en Sevilla y en cualquier rincón de España siguen muriendo indigentes. Más que muertes, él las considera como “asesinatos institucionales de los políticos que pueden ser prevenidos perfectamente pero no quieren”. 













Tras el Campamento Dignidad se embarca en La Ruta de la Pobreza por España: 17 ciudades a lo largo de 2016 con el fin de radiografiar la precariedad social. “Pero lo más llamativo era ver en los ayuntamientos del cambio, como Barcelona, Madrid, Zaragoza, cómo no han dado ningún cambio”, crítica el agitador. La principal reivindicación consiste en la remunicipalización de los servicios sociales con el objetivo de erradicar el negocio de la pobreza. El activista en cada urbe toma contacto con las personas que viven en la calle para saber de primera mano sus historias a la par que investiga las actuaciones de los dirigentes políticos. Por último, emplea toda esta cruda realidad para exigir  respuestas en la cara de los políticos. Una de las formas más habituales de estos asaltos es la de boicotear –él lo denomina “reventar”– actos públicos. En general, a los políticos estas protestas les molestan ya que están presentes los medios de comunicación y se rompe un guion, un discurso preparado: “Los políticos, todo lo que tú ves en la tele, lo tienen todo, al milímetro, muy controlado”.
Durante la gira, hubo un punto de inflexión para Lagarder que supuso atraer la atención mediática y pública. El 24 de mayo de 2016, el activista boicoteó megáfono en mano la presentación de las listas del Partido Popular en el parque del Retiro con miras a las elecciones generales del 26 de junio. El acto estaba encabezado por el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy. Los medios de comunicación no tardaron demasiado en poner nombre y apellido a ese espontáneo.
Lagarder necesita “un momento de preparación psicológica y emocional” consigo mismo antes de increpar a personalidades y políticos: “Diez minutos antes mi cuerpo todo está temblando pero yo tengo que ser frío y fuerte, entonces intento poner todo lo de la calle en mi mente, tienen que permanecer vivas las imágenes duras, los asesinatos, el hambre de la calle, entonces estas imágenes de violencia me dan fuerza para yo entrar y decir lo que hay que decir”.
La Ruta de la Pobreza continuaba recorriendo ciudades del mapa nacional. Lagarder aprovechaba la cobertura de los acontecimientos para llevar a cabo sus reivindicaciones: Génova el 26J, Ferraz durante la crisis socialista o el 20N. Cada vez más focos y cámaras pero también cada vez más represalias y miedos: “Muchas veces, el miedo es permanente sobre todo después del 20N vas con cuidado”. Como medida para evitar agresiones –ha recibido amenazas de muerte–, el sin techo ya no publica tanto en directo en las redes sociales. De este modo, despista a sus detractores ya que desconocen dónde se encuentra: “Los franquistas aquí han sido muy listos, lo han hecho de puta madre, porque han enquistado el ADN en la mentalidad de la gente de este país”.
El Día de la Constitución de ese año, Lagarder fue detenido en Málaga por reventar un acto del alcalde. La tormenta no amainó cuando salió de los calabozos. Al activista se le abrió un expediente de expulsión: “Mucha tristeza y mucha vergüenza porque llegar a este nivel tan alto, desde arriba, un Gobierno prestarse a firmar un BOE para echarte del país me parece una vergüenza”. Lagarder señala a Juan Ignacio Zoido, ministro de Interior y antiguo alcalde de Sevilla. En el periodo en el que Zoido era el máximo dirigente de la capital andaluza, Lagarder protestó por multar con 750 euros a las personas por rebuscar en la basura. El abogado del activista –que le representa de manera gratuita– presentó un recurso y la orden de deportación se ha paralizado, a la espera de que sea o no archivada.
Terminó el 2016 con la lucha por los derechos de los ciudadanos sin recursos. En el 2017 la lucha y La Ruta de la Pobreza prosiguen: “A lo mejor sigue de otra forma, en el sentido de no centrarse tanto en reventar actos de los políticos como en visibilizar y denunciar”. Pronto publicará un libro que servirá como otra forma de activismo. Hasta ahí vislumbra su propio horizonte: “Yo tampoco controlo los tiempos, soy una persona que me gusta mucho la espontaneidad y me dejo llevar por la ruta, por el viaje sin destino”.
FUENTE - ZERO GRADOS